Según cifras oficiales, en 2017 llegaron a Chile casi seis millones y medio de visitantes extranjeros… todos ellos motivados por la excelente oferta turística que ofrece desde el extremo norte hasta la Patagonia y la Antártica Chilena.

Claro que nuestro país tiene algo más que ofrecer que excelente gastronomía y paisajes naturales extraordinarios. También manifiesta un compromiso con el medioambiente y con la sociedad, mediante el concepto de turismo sostenible.

[Nota: a pesar de que, en rigor, sostenibilidad y sustentabilidad no significan lo mismo, a contar de ahora vamos a hablar de turismo sustentable. Así estaremos alineados con el término utilizado por las autoridades para referirse a este tema].

Esto debido a que, tal como señalan las entidades competentes, “Chile ha decidido avanzar hacia un desarrollo sustentable del turismo y, con ello, se definió la sustentabilidad como un eje relevante para el desarrollo del turismo nacional y de los destinos turísticos del país”.

Uno de los destinos favoritos de los extranjeros en Chile es el Desierto de Atacama y la ciudad de San Pedro.

Vamos por parte…

Pero ¿qué es el turismo sustentable? La Organización Mundial del Turismo (OMT) lo define así: “(es aquél que) tiene plenamente en cuenta las repercusiones actuales y futuras, económicas, sociales y medioambientales para satisfacer las necesidades de los visitantes, de la industria, del entorno y de las comunidades anfitrionas”.

En otras palabras, se trata de todas las actividades turísticas que, juntas o por separado, tienden a generar el menor impacto posible, tendiendo a mantener un equilibrio armónico en el entorno (el medio y sus habitantes).

Para lograr este objetivo existen varias acciones complementarias. Desde el punto de vista del medioambiente son muchos los aspectos que puede contemplar una estrategia para disminuir su huella de carbono; entre ellas:

  • La óptima gestión de los recursos naturales.
  • El énfasis en la eficiencia energética en todas sus áreas.
  • La utilización de Energías Renovables No Convencionales.
  • Gestión de desechos y/o aguas residuales.
  • El uso de materiales de construcción biodegradables o reciclados.
  • Planes de reciclaje y/o compostaje.
  • Respeto por la biodiversidad en todas las etapas de un proceso.
Cualquiera sea la actividad elegida, hay que ser respetuosos con el entorno.

A su vez, el equilibrio social puede ser logrado gracias a todas las actividades que contribuyan al desarrollo económico de la zona específica a visitar. Por ejemplo:

  • Al preferir alojamientos gestionados por la comunidad.
  • Al comprar en el comercio local (comercio justo).
  • Al visitar atracciones de importancia histórica, cultural y patrimonial.
  • Colaborando con proyectos solidarios que beneficien a la comunidad.
  • Prefiriendo servicios ofrecidos por personas de la misma zona.

Estrategia chilena

Volviendo a lo que pasa en nuestro país, esto es lo que declaran los entendidos en la materia: “Con el propósito de posicionar a Chile como un destino turístico de clase mundial, que sea reconocido por poseer una oferta atractiva, variada, sustentable y de calidad, el Servicio Nacional de Turismo (Sernatur) creó el Programa de Sustentabilidad Turística, responsable de propiciar que la industria turística se desarrolle de manera más sustentable”.

El programa está enfocado en generar acciones de promoción; además, en facilitar la implementación de buenas prácticas, que inviten al sector privado a realizar sus operaciones turísticas minimizando su impacto medioambiental; poniendo en valor el patrimonio cultural; y potenciando las economías locales.

Hay que elegir servicios que apoyen el turismo sustentable en alguna o todas sus aristas.

Para conseguirlo, Sernatur cuenta con la Distinción de Turismo Sustentable (conocida como Sello S), herramienta orientada a reconocer a los servicios turísticos más destacados del país en este sentido.

Los servicios turísticos o empresas interesadas en obtener el Sello S deben hacer llegar sus postulaciones al Sernatur, donde son evaluadas por la denominada Mesa Nacional de Sustentabilidad Turística. Ésta es una entidad compuesta por entidades privadas y públicas tales como el Ministerio de Medio Ambiente, el Consejo Nacional de la Cultura y de las Artes, y el Comité INNOVA Chile, de la Corporación de Fomento De la Producción (Corfo).

¡Nos alegramos de que el concepto de turismo sustentable esté cada día más de moda! Asimismo, nos da mucho gusto que el país esté fomentándolo, porque así todos ganamos: no sólo las personas, sino que también nuestro planeta. (Y así también seguimos siendo el mejor destino turístico de aventura del mundo). 

LEER ARTÍCULO COMPLETO